martes, marzo 26, 2019
ActualidadLifestyle

Tendencias maquillaje Oscars

La noche de los Óscars dio mucho que decir tanto a nivel de premios, de vestuario como de tendencias de maquillaje y peinados que reinaron la pasarela. En el post de hoy haremos un repaso por 4 de las tendencias de maquillaje y colores que más abundaron, dónde por un lado, la naturalidad de los nude y por otro, los brillantes fueron los coronados como protagonistas.  

Nude/glossy

La pasarela se tiñó de colores neutros, donde la naturalidad fue una de las principales claves.

Por un lado, podríamos encontrar a Irina Shayk, quién brilló con un look shiny y glossy en los labios añadiendo toques de iluminación en su rostro y en los párpados. Otra que también lo hizo (además de por su vestido con cristales) fue Jennifer López, quién apostó por un maquillaje neutro con un sutil gloss tono nude.

Lucey Boyton lució un look espectacular inspirado en la legendaria Grace Kelly donde peinado, vestuario y maquillaje iban a la par. Con sombras rosadas y  unas potentes pestañas hicieron el resto.

Por otro, Kacey Musgraves después de vestirse con un espectacular vestido princesa de tul requería de un maquillaje elegante y sobrio. Acertó muchísimo, añadiéndole un ligero toque de brillo en la parte del lagrimal.

Rojo y coral:

Otros colores que junto con el nude hicieron vibrar la pasarela fueron los clásicos rojos y corales en todas sus variedades de color. Desde el intenso rojo combinado con sombras neutras y claras, como fue el de Emma Roberts, quién añadió el plus del efecto mordido.

Pigmento brillante:

El brillante se trasladó del vestuario al maquillaje dando como resultado una combinación muy lograda, elegante y donde la discreción no estaba servida. De ello, son conscientes Kate Bosworth quién lo lució con sombra aplicada debajo de los ojos, en la cuenca y en el lagrimal. Otra que siempre logra acertar fue Emma Stone, apostando por un pigmento brillante marrón que iba en conjunto con su vestido y labios nude.

Smokey eyes y cat-eye

No se podía acabar esta lista sin darle la atención que se requiere a los ojos como fue con la dada en los smokey eyes y las largas rayas de ojos. En cuanto a los smokey eyes, los vimos en diferentes tonalidades, como el dorado de Angela Basset y sus labios nude.

Por otro lado, las líneas de los eyeliners fueron protagonistas y cuantas más largas mejor, si no que se lo digan a Taylor Hill quién se lanzó con uno de los maquillajes donde los ojos adquirieron mayor protagonismo en tonos azules y negros. Aunque esto no fue todo, sino que le añadió un toque brillante en la parte del lagrimal. Con este tipo de rayas, si tienen la punta levantada consiguen arquear y levantar la mirada. En el otro extremo encontramos con el efecto gráfico de Elsie Fisher acompañándolo de un maquillaje discreto y labios nude.

Era una noche brillante se requería que tanto estilismo, maquillaje como peinado fueron perfecto, y de esta manera fue.

Nos leemos en la próxima entrada.

Comments

comments